viernes, 16 de octubre de 2009

¿Qué es comentar un texto histórico?:


Comentar un texto histórico significa extraer de él
*.- el cuándo,
*.- el por qué,
*.- el cómo,
*.- el dónde,
*.- el quién;
*.- antecedentes, causas, efectos, consecuencias…
*.- Supone tanto aproximarse a la realidad pasada como desarrollar el espíritu crítico.
*.- Consiste en comprender una época y comprender el pensamiento del hombre que la vivió y la creó, incluso cotejándolo con el de otros hombres coetáneos, por si aquel falló en sus propias apreciaciones y convicciones.
*.- Comentar un texto no es sólo contar lo que nos ofrece a simple vista… hay que saber leer entrelíneas.

Más que comentar un texto se trata de comprenderlo:
*.- Razonar el pasado sin caer en la subjetividad y evitando el anacronismo histórico (no tratar de entenderlo con mentalidad de presente)
*.- Comprender un documento es hacerle hablar a base de preguntas. Sin juzgarlo (la historia es comprender y hacer comprender)

Defectos a evitar en un comentario:
*.- Explicación externa: no hablar del texto propuesto sino referir hechos aprendidos en un libro de historia y que tienen relación con el texto a comentar.
Así el texto no significa nada más que un pretexto para hablar de un tema histórico. Pero eso no es un comentario.

*.- Explicarlo parafraseando el texto, decir lo que dice el texto pero de otra manera sin añadir el más mínimo matiz.

*.- Sustituir el comentario por una composición o redacción literaria.
Hacer una redacción de carácter peyorativo (con apreciaciones de carácter agresivo o circunspecto, hirientes o inofensivos, polémicos o incontrovertibles, condenatorios o llenos de incienso pero generalmente faltos de objetividad sin entrar en el análisis del texto en sí o sin tener en cuenta que unos párrafos, aislados de todo el conjunto de una obra, puede conducir a conclusiones falsas.