miércoles, 1 de marzo de 2017

El periodista tilda de «mamarracho» al transformista y considera que es una falta de respeto hacia la creencia católica

Carlos Herrera, sobre la drag queen de Las Palmas: «Que se disfrace de como va su madre»


  • 400 
  • Compartir
  • Compartido 18.6k veces
El periodista Carlos Herrera, durante su programa

La polémica surgida en la Gala Drag Queen de Las Palmas de Gran Canaria no ha pasado desapercibida para Carlos Herrera. El periodista ha lamentado este miércoles en su programa de Cope que la ganadora fuera una virgen que se desnuda y, segundos más tarde, baja de la cruz alguien haciendo el papel de Cristo entonando unas estrofas provocadoras. «Estos tipos vestidos de mamarracho y haciendo mamarrachadas por las calles», ha dicho el presentador de Herrera en Cope.
Herrera ha asegurado que, a su juicio, se trata de una falta de respeto hacia los católicos. «A la gente que no le ha hecho nada ni a la drag queen ni a la madre que parió a la drag queen», ha dicho el periodista en la primera parte de su programa. Además, el locutor ha lanzado otro mensaje a la ganadora de la gala: «Podrían disfrazarse de cualquier cosa, que se disfracen de como va su madre, por ejemplo, que seguramente sería mucho más interesante».
El periodista no ha sido el único que se ha mostrado molesto por lo que ocurrió en la gala de la capital grancanaria. El obispo de Canarias, Francisco Cases, aseguró este martes en un comunicado que había «triunfado la frivolidad blasfema en la gala Drag del Carnaval de Las Palmas de Gran Canaria» y dijo que estaba siendo «el día más triste» de su estancia en las islas.
Por su parte, Drag Sethlas, la ganadora de la gala, respondió a las críticas recibidas durante el martes diciendo que quiere ser profesor de Religión. Borja Casillas, su nombre real, aseguró que está preparando la Declaración Eclesiástica de Competencia Académica (DECA) para poder dar clases de religión en colegios concertados y privados. Es profesor de de educación infantil. «Quería hacer algo diferente y dar al público algo que nadie se atreve a hacer», se justificó, al tiempo que confesó que es agnóstico y que considera que la religión «es historia que está escrita y que hay que conocer»